Categoría

Turismo de Observación de Aves

Categoría

Turismo de Observación de Aves

En ésta sección del blog vamos a hablar de todo lo referido a ésta actividad dentro del Ecoturismo que cada vez tiene más adeptos.

En lo personal yo estoy incursionando en muchos temas que tienen que ver con la conservación, la capacitación y el aprendizaje de todo lo que encuentro relacionado con la ornitología de campo, la ciencia que estudia a las aves.

Es inevitable entonces que, por mi forma de ser y por mi trabajo de años en la creación y difusión de contenidos, no me vea involucrado en la unión de las actividades turísticas y el avistaje de aves.

Avistaje u Observación de Aves?

Hace poco otro aficionado a la observación de aves me hizo notar la diferencia entre salidas de avistaje de aves y salidas de observación.

El avistaje de aves es una actividad recreativa y de contacto con la naturaleza que puede tener como objetivo ver aves, contar un número estimado de especies encontradas y tratar de identificarlas por sus nombres.

Normalmente se realiza en senderos de lugares turísticos, en parques y plazas en ciudades, reservas naturales o excursiones específicas con guías de observación.

La observación de aves vá más allá del avistaje, no tiene por objetivo sumar un mayor número de especies sino concentrarse en los detalles del ave encontrada, el entorno, el comportamiento del ave, intentar reconocer si el ave es macho o hembra, o un ejemplar jóven, encontrar nidos, medir y pesar los huevos, analizar lo que come, ver su estado de salud, la interacción con otras especies que comparten el ambiente, etc.

Creo que la diferencia entre avistaje y observación es muy clara y grande vista de ésta manera.

Sos avistador u observador de aves? Bueno, no importa, no conozco a nadie que no se haya acercado al avistamiento de aves así sea para tomar unas fotos para el instagram, que no haya terminado interesado en aprender cada vez más y todos acabamos, así sea en diferentes niveles, siendo observadores de aves.

Turismo de Avistaje de Aves

Con las definición anterior podría decir que el paso inicial para los interesados en la actividad es el avistaje de aves, y es en ése público de nicho, en donde los destinos turísticos encuentran el mayor potencial para desarrollar el turismo de avistaje de aves.

Si existe la oportunidad del desarrollo se puede empezar preparando circuitos, capacitando a los guías de turismo, creando material para los visitantes, adecuando establecimientos de alojamiento a las necesidades del turista de aves, etc.

Cuales son los mejores lugares para practicar el Aviturismo

Muchos de éstos temas serán ampliamente desarrollados en diferentes artículos que van a encontrar en ésta categoría, pero quería mencionar que cualquier lugar tiene potencial para armar un circuito turístico de avistaje de aves, en todas partes hay aves.

Si abrís la ventana y hacés silencio, sin importar si estás en una gran ciudad o el campo vas a ver u oir aves.

De hecho, en la ciudad de Buenos Aires, en plena Capital, se encuentra el mejor lugar para ver la mayor cantidad de aves de la Argentina.

La Reserva Natural Costanera Sur puede ofrecer al observador unas 320 especies ahí nomás, atrás de Puerto Madero, en pleno centro de la ciudad y polo turístico.

Te imaginabas éste dato? Por el contrario, en lugares como el Parque Nacional El Condorito, en plena naturaleza, no es fácil contar más de 25 especies, sin embargo el entorno, el paisaje y el avistaje del Cóndor Andino, hace que sea otro de los puntos destacados en el país.

O en Córdoba también se destacan Las Salinas Grandes, donde quizás no se vean más de 10 especies pero, si uno es afortunado se topará con la Monjita Salinera, único lugar del mundo en el que habita y éso le da un gran valor al destino para el turista especializado que recorre el mundo buscando sumar nuevas especies a sus listas de observación conocidas con el nombre de “Check List” y “lifers” se denomina a la búsqueda de nuevas especies.

Por qué el crecimiento del turismo de aves?

Tengo varias teorías, una para mi sin dudas es la maduración del turista que ya no busca tanto destinos posicionados, sino que busca cada vez más experiencias, vivencias, conectarse con la naturaleza y explorar lugares alejados al turismo de masas.

Otro factor para mi es lo que yo llamo “El turismo fotográfico”, el de Instagram. Instagram no para de crecer y su Core Business está en adicción que genera el consumo de imágenes de alto impacto visual.

Pocas cosas son tan naturales y bellas como las aves, siempre una buena foto de un ave logra impacto, no falla. Hay quienes prefieren gatos, otros perros, a quienes les puede molestar un foto de un asado o del veganismo extremo, pero a nadie le molesta una foto de un pájaro, por el contrario, el hombre siempre se sintió atraído por las aves, por sus colores, su canto y por su libertad de volar.

Instagram hizo que se vuelvan a vender como nunca antes cámaras de fotos y celulares con cámaras de alta gama. La fotografía está en su mayor auge, los cursos más vendidos en plataformas como Doméstika están relacionados a la fotografía y a la edición digital.

Un fotógrafo debe buscar un tema para especializar su arte y entrenar su mirada, las aves, son unos de ésos temas favoritos y que crecen en adeptos cada vez más.

Hay que salir a la naturaleza

Para aprender sobre las aves y para fotografiarlas hay que salir al campo, hay que viajar aunque no sea lejos de la casa, pero aparecen nuevos destinos y ofertas que antes nunca estaban en los mapas de los viajeros.

Aparecen nombres como Ceibas en Entre Ríos, Bañado de las Estrellas en Formosa, El impenetrable en Chaco, o para seguir con el ejemplo de Córdoba, sitios como Las Varillas o Tío Pujio que ni hoteles tienen, pero a los que cada vez más gente viaja haciendo base desde ciudades cercanas los fines de semana.

En dónde exista una laguna protegida, resto de monte y pastizales, se generan ambientes que pueden ofrecer hasta 100 especies en un sólo día y éso es lo que buscamos los nuevos “avituristas fotográficos”.

Qué se necesita para trabajar como destino en el turismo de aves?

Tomar la iniciativa, realizar un relevamiento con especialistas de especies en la zona, ubicarlas, crear circuitos, capacitar guías, desarrollar material de información como son los folletos, listados de especies, alguna guía de campo o por qué no un libro con fotos de especies en la zona, crear alianzas con hospedajes interesados en trabajar en detalles mínimos dentro de sus establecimientos para recibir a los diferentes tipos de turistas y observadores de aves.

También se pueden organizar charlas, organizar encuentros de observadores, organizar concursos y exposiciones de fotos de aves o sorteos para ir atrayendo a turistas e incluso a personas locales a la actividad.

Si desean recibir artículos en sus casillas de correo pueden registrarse en la base de datos de interesados en el desarrollo del turismo de aves como actividad.

O se pueden registrar para éste otro newsletter si les interesa participar en cursos y salidas de iniciación en la observación de aves.

Nos vemos en el monte, en la laguna, en la selva, pronto voy a seguir recomendando libros, creando artículos que recomienden aplicaciones, sitios web para los aficionados en la observación de aves, o guías del tipo.. “Qué binoculares comprar para observar aves

Share on Pinterest